Los embalajes de madera; fabricación, peso, mercancías, especies

Envases y embalajes de madera

La madera se ha utilizado de siempre en el transporte de mercancías y tiene un papel importante para poder transportar mercancías con manejabilidad así como asegurar el buen estado de la mercancía a lo largo del viaje, independientemente del medio de transporte (tierra, mar o aire). Los embalajes de madera se realizan con este material porque ofrece una muy buena relación resistencia y peso, con la que el embalaje de madera con un bajo peso puede soportar grandes cargas. 

Además de la resistencia de los envases y embalajes de madera que aseguran la integridad de los productos y la manejabilidad para su carga y descarga, presentan la ventaja de poder adaptarse a cualquier producto a transportar, minimizando el espacio que ocupa en el transporte. La gran variedad de envases y embalajes de madera hace que sean idóneos para el transporte de cualquier mercancía.

Los envases y embalajes de madera pueden fabricarse con piezas de madera maciza, como es el caso de los palets, jaulas y armazones, con productos de segunda transformación de la madera como son los tableros de madera (contrachapados, aglomerados u OSB), o bien combinando piezas de madera maciza y tableros, en los que la madera maciza da forma a la estructura del embalaje, y los tableros se usan como piezas complementarias.

A estos envases o embalajes de madera se les puede reforzar con elementos metálicos en sus esquinas o aristas y añadir bisagras, lo cual ofrece la posibilidad de realizar cajas plegables como los cercos de madera.

Por lo tanto, el abanico de pesos y mercancías que se pueden transportar con envases o embalajes de madera es bastante amplio, pudiendo realizar cargas en embalajes de madera desde los 600 a los 1200 kilos dependiendo de la combinación de listones de madera y tableros y mediante los embalajes de gran tonelaje se pueden transportar hasta 50 toneladas.

Todo los envases y embalajes de madera maciza deben llevar el sello NIMF15, norma fitosanitaria para el comercio implantada en toda Europa, con el fin de controlar los posibles agentes patógenos que puedan afectar a la madera y su propagación. Según esta norma la madera debe haberse sometido a un tratamiento térmico o tratamiento con Metilo de Bromuro para protegerla de los posibles patógenos que puedan afectarla. Según la norma fitosanitaria los envases y embalajes de madera realizados con subproductos de madera: serrín, virutas de madera o partículas de madera están exentos de pasar por los tratamientos de protección, además de las piezas de madera de menos de 6mm de espesor. Por lo que según la norma, los tableros de partículas, aglomerados, fibras o contrachapados no es necesario que lleven el sello NIMF15 ya que para su fabricación se utilizan subproductos de madera recogidos en la excepción de la norma.

En cuanto a las especies de madera más utilizadas para para la fabricación de los envases y embalajes, la madera de pino es la más utilizada, siendo las especies más comunes: pino silvestre, pino pinaster, pino radiata o pino laricio.

Si buscas proveedores de embalajes de madera, cuéntanos qué necesitas pinchando aquí y te contactarán empresas que fabrican el producto para darte presupuesto.

Deja un comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.