El tablero de bambú

Tablero de bambú

Cuando hablamos de elementos de bambú en la construcción, como el tablero de bambú, muchas personas asocian el bambú a un elemento constructivo utilizado en zonas tropicales, que se pueden ver en revistas y folletos de agencias de viajes o que hemos podido ver en alguna película, pero el uso del bambú se ha utilizado durante siglos y a día de hoy ha avanzado y se ha adaptado a las necesidades constructivas actuales.  El rápido crecimiento de la especie, que puede alcanzar los 30 metros de altura al mes, y sus buenas características mecánicas ha facilitado su transformación y el  desarrollo de nuevas técnicas para integrarlo en la elaboración de diversos productos como mobiliario, carpintería, suelos…

Además de tratarse de una especie de crecimiento rápido, el bambú es una especie con gran capacidad de regeneración, esto le convierte en una materia prima con gran disponibilidad para la elaboración de diferentes productos.

Desde la elaboración de los primeros tableros de bambú en China en 1940, se han ido desarrollando e investigando técnicas para la mejora de las características del producto final y obtener tableros de bambú de alta calidad.

La elaboración del tablero de bambú sigue un proceso similar al de la obtención de tablero alistonado de madera con el encolado de varios listones. En el caso del tablero de bambú los listones provienen de la parte leñosa del tallo o caña de la planta de la que se extraen listones de sección rectangular de gran longitud y se procesan y dimensionan para obtener listones con iguales longitudes, anchos y espesores. Mediante este proceso se elimina la capa más superficial del bambú que posee un color verde.

Una vez que se obtienen los listones de bambú con las mismas dimensiones, se les aplica una cocción que también se puede denominar tostado, y a su vez se le aplica un tratamiento protector frente agentes xilófagos. Posteriormente, los listones de bambú son apilados e introducidos en secaderos para asegurar la estabilidad dimensional. Tras el proceso de secado, los listones de bambú son encolados para obtener como resultado final planchas de bambú.

Los tableros de bambú pueden ser de diferentes tipos, un ejemplo es el tablero contrachapado de bambú que suele fabricarse por la superposición de varias planchas entrecruzadas entre sí.
El bambú por su composición fibrosa es un material con una gran resistencia, dureza y un alto módulo de elasticidad, estas propiedades son aportadas a los tableros de bambú haciendo que se trate de un producto muy competitivo y con una amplia gama de aplicaciones.

Gracias a los avances conseguidos en la industria de bambú por los que se ha conseguido obtener chapas de bambú, las cuales tienen una gran flexibilidad, se puede adaptar a diferentes curvas y formas. La elaboración de las chapas de bambú hace posible que se puedan fabricar tableros con un revestimiento de bambú o elaborar tableros contrachapados con la superposición de las chapas de bambú.

Si buscas proveedor de tablero de bambú o productos de bambú para la construcción, cuéntanos qué necesitas pinchando aquí. También te recomendamos contactar con la empresa Grupo Gubia, referente en el uso de bambú en la construcción en suelos de bambú, celosías de bambú, tableros de bambú…

Deja un comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.